Cómo elegir el audífono ideal

elegir el audífono idealAl momento de comprar un audífono hay muchos factores a tomar en cuenta debido a la gran variedad de marcas, modelos y precios en el mercado, en tecnología HDV entendemos que al momento de elegir buscan mucha información, que requiere tiempo y dedicación para hacer una buena elección, mencionare algunos consejos a seguir y explicaré algunas características a tomar en cuenta.

Es importante entender el significado de cada característica para elegir el audífono ideal, recopilar información en foros, ver las experiencias de usuarios, ahora bien vamos a explicar, muy fácilmente, cada característica y cómo influye en el rendimiento del producto.

Vamos a dividir los puntos a tener en cuenta a lo que audífono se refiere, ergonomía y características ya que de eso dependerá nuestra elección :

 

Tipos de Audífonos o auriculares

 

 

De izquierda a derecha (Circumaural, Supraaural, intraural)

Circumaural: Este modelo es fácil de reconocer por su tamaño que cubre completamente la oreja. Estos audífonos, cuando son cerrados, permiten el aislamiento sonoro casi por completo del sujeto que escucha. Asimismo impiden que el sonido reproducido salga al exterior, por eso sus aplicaciones suelen estar más dedicadas al campo profesional, como monitorización de amplificación en vivo (típicamente operación de consola de mezcla en recitales) o mezcla para Djs en clubes.

Sin embargo es muy bien aceptado para uso doméstico ya que no tendremos nuestro pabellón auditivo bajo la presión de un audífono Supraaural y tendremos un mejor aislamiento acústico. Este tipo de audífonos es muy recomendable para usar en casa por dos motivos: Es el más cómodo y con él aguantaremos largos periodos de tiempo usándolos sin acusar fatiga.

Supraaural: Este modelo suele ser más pequeño que el Circumaural ya que reposa sobre el pabellón auditivo. Siendo este el modelo estándar en sonido Hi-Fi, pero también en los sistemas de mezcla profesional. Debido a esto ofrece un menor aislamiento acústico que el circumaural y puede causar un poco de fatiga en uso prolongado, sin embargo son más ligeros y portátiles que el circumaural.

En esta ocasión estamos ante un diseño idóneo para usar en la calle que, a su vez, es muy útil para usos no muy prolongados en casa. Es bastante menos voluminoso que un audífono circumaural, y al no aislar completamente el sonido externo, nos permite ser conscientes de nuestro entorno y evitar así posibles inconvenientes.

Intraurales: Este es el modelo que la gran mayoría carga en su bolsillo y no sabía su nombre, por defecto es incluido en todos los teléfonos móviles como accesorio y es el más discreto y portátil de todos los audífonos, fue diseñado para introducirse directamente en el oído. Este diseño está enfocado a uso urbano pudiendo ser guardado sin ocupar espacio, ofrece un aislamiento acústico muy variable dependiendo del engomado del mismo.

 

Tipos de recubrimiento del acolchado

 

Almohadillas de los audifonosEn este punto encontraremos 3 tipos de recubrimiento Piel, piel sintética y tela cabe destacar que cada categoría tiene una gran variedad de características diferentes.

Piel y piel sintética: Este tipo de recubrimiento ofrece un aislamiento acústico sublime y es por eso que es el más utilizado en competición, ya que aumenta el nivel de inmersión en la partida o experiencia multimedia. Su limpieza es bastante sencilla ya que basta con pasar un trapo húmedo y quedará como nuevo.

Tela: Este tipo de recubrimiento ofrece una mayor transpiración y es el más recomendable en verano, puesto que genera menos calor que la piel sintética. Por contrapartida ofrece un menor aislamiento acústico.

 

elegir el audífono idealOtro de los puntos a tomar en cuenta cuando de ergonomía se trata es la Diadema, que es donde van acoplados los extremos de los altavoces. Los hay de diversos tipos de materiales y formas. Los más comunes suelen ser de plástico y metal acolchados. Más allá de que sean de buena calidad, tienes que comprobar que sean adecuados para el uso que le vayas a dar.

 

 

Ahora bien vamos a la parte técnica

 

La sensibilidad: Medida en (dB). Cuanto más alto sea su valor mayor potencia sonora podrás escuchar. Valores de hasta unos 115 dB son adecuados. Comprueba que la respuesta en frecuencia cubra todo el rango audible por un usuario medio (de 20Hz a 20KHz)

La impedancia: Medida en ohmios (ohm), que indica la resistencia al paso de la corriente eléctrica. Busca audífonos con valores de entre 16 y 64 ohm, si quieres poder usar cualquier equipo Hi-Fi de casa sin problemas de falta de potencia.

Para dispositivos portátiles se recomienda que la impedancia máxima sea de 64 ohmios, para que cualquier dispositivo pueda “moverlos” sin problema alguno. La segunda influencia de este aspecto se ve reflejada en la definición del altavoz, y ésta es la que más nos importa. Es decir, conforme va aumentando la impedancia del auricular mayor es la definición de éste y mejora por tanto el sonido. Lo estandarizado en el mundo para jugadores son 32 ohmios.

Frecuencia de respuesta: La frecuencia de respuesta de un altavoz en audífono, es básicamente el abanico de frecuencias sonoras que puede abarcar el altavoz. A mayor abanico mayor cantidad de sonidos diferentes puede emitir y por tanto más se ajustará a la realidad. El oído humano puede captar frecuencias entre los 20hz y los 20Khz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *